lunes, 29 de agosto de 2016

ROMANCE CLXXXV "El olvido que no llega"

Recordar lo que he sentido
es recordar el presente,
porque lo sigo sintiendo
y tu sigues en mi mente,
como lluvia en el otoño
como el invierno en diciembre.
En la víspera de octubre
soplan vientos de relente
que me hielan sin tus manos
y sin su caricia ausente.
Y aunque no sirve de nada
este lamento inconsciente
rimado con las palabras
sigo gritándolo fuerte,
para ver si las respuestas
el camino hacia mí encuentren
Pero sé que no hay respuestas
para mi alma decadente
y aunque sol brilla en agosto
mi piel de frío se muere.
Sé que no vas a evitar
que mi mundo se congele,
sólo queda soledad
y el silencio que no entiende
de dolor ni de vacío
que mi corazón hoy siente.

domingo, 28 de agosto de 2016

SONETO CLXXXVIII "Nada"

¿Qué hacer cuando ni el llanto te consuela,
cuando la sensación de ahogo pleno
convierte tu momento en menos bueno
y el sol se hace la llama de una vela

sin luz, sin tu calor y me congela?
¿Qué hacer cuando el dolor no tiene freno
y el pecho de amarguras está lleno,
tan ciego que no alcanza a ver tu estela?

Nada, no queda nada que salvar,
la luz que hubo una vez ya se ha olvidado,
las lágrimas no quieren terminar,

no calman este ser apuñalado
del vacío imposible de llenar
por tanta oscuridad que tengo al lado.

CANCIÓN LXXXVII "Merecer una sonrisa"

Sueño con mirar tu cara
para ver que eres capaz
de igualar la luna clara
y ser la estrella fugaz
y la magia que derramas
cuando sales de la cama
e iluminas este mundo
solamente porque existes
y la magia hoy se viste
en tan sólo un segundo
con la ropa que tu llevas.
Imagino tu sonrisa
cual jardín de rosas blancas
donde el agua no se estanca
y siempre sopla la brisa
con su aroma de vainilla
y su tacto de algodón,
donde todo por ti brilla
porque tú eres la razón
y la musa de la vida
que aunque a veces deje heridas
también deja cosas buenas
como la huella en la arena
que van dejando tus pies.
Así se construye un día,
así haces melodías
de cualquier cosa que tocas,
de cualquier cosa que miras
quien te ve pasar suspira
por las cosas que provocas
porque todas son bonitas
y que aquí te dejo escritas
para que, cuando amanezca
este mundo se merezca
que le des una sonrisa
y que el sol que hay en tu pelo
ilumine nuestro cielo,
y si la vida improvisa,
improvisa tu mirada
que es como un cuento de hadas
donde el cielo es siempre azul.
y su princesa, eres tú.

sábado, 27 de agosto de 2016

LIRA CLXXXVI "Voz hecha de liras"

La princesa arde y brilla
con la belleza pura y el anhelo
de la flor amarilla
que ilumina su cielo
donde pronto tendrá lugar el vuelo

hacia la libertad
del tiempo de sonrisas y dulzura
y borra la maldad
y a la herida da cura
con la magia de una hada que murmura

que hoy de nuevo empieza
la historia del verso que me inspira;
con su eterna belleza
el cielo azul suspira
cuando escucha su voz hecha de lira.

viernes, 26 de agosto de 2016

ROMANCE CLXXXIV "Y recuerdo"

Y recuerdo tu sonrisa
cuando al fin estoy saliendo
de las horas con espinas
y tan llenas de recuerdos
que se clavan sin tocarte,
como se clava el silencio
de tus ojos, de tus labios,
de tus manos y tu cuerpo.
Que serás inolvidable
y que no tendré remedio,
eso ya lo tengo claro
y aunque me duela, lo acepto.
Y recuerdo tu mirada
en las tardes del invierno,
del verano y primavera
en este otoño perpetuo,
donde todo está callado
y las velas y el incienso
ya no alumbran, ya no huelen
porque sólo son recuerdos.
Y recuerdo la luz pálida
de tu piel blanca de enero,
las caricias de tus manos,
los colores de tus besos,
las palabras siempre amables
que me hablaban de tus sueños.
Y recuerdo mi pasado
cuando el tiempo era completo:
complicidad, discusiones
enfados y alejamientos,
voluntad para arreglarlo
con un abrazo y un beso.
Discutir por tonterías
lo decíamos, es necio.
Imagínate mi vida
en este jardín desierto
donde ya no queda nada
de la luz de nuestro cielo.
No imaginas lo que duele
vivir con tantos recuerdos.

jueves, 25 de agosto de 2016

SONETO CLXXXVII "Arrogancia necesaria"

No merezco el silencio por castigo.
Recuerda cuando el tiempo no existía,
yo deseché el silencio y te escribía
pero sí, es cierto, no estuve contigo

cuando más necesario era el abrigo.
Hoy paseo amarguras por mi día,
mi lágrima, tus ojos la lucía
cuando dijiste que éramos amigos.

Hoy peco de arrogancia, no por mí
sino por salvar todo lo que queda
en nuestro corazón que se hace estrecho.

Nos amamos y mi alma vive en ti.
Sé que no ha nacido aquel que pueda
echarme de la izquierda de tu pecho

miércoles, 24 de agosto de 2016

CANCIÓN LXXXVI "Si me dejas, el milagro es posible"

Hoy dibujo una escalera
para subir hasta el cielo
de vainilla de tu pelo
donde está la primavera
contenida en una esfera
con la luz de tus colores
y el azul de la mañana
en tu piel blanca que emana
la belleza de las flores
y sus dulces resplandores.

Paseo por la alameda
de la mano del recuerdo
de la paz donde me pierdo
en lo que de ti me queda
y esperando que suceda
el milagro que no existe,
que aparezcas de repente
y mi soledad ausente
nunca más se ponga triste
cuando vea que te viste

la luz del anochecer
sin zapatos de cristal
que las horas de coral
no los vayan a perder
si es que tienes que correr
para perseguir el viento.
Si me dejas voy contigo
como amigo o como abrigo
para cuidar lo que siento,
y seguir con el intento

de empeñarme cada día
en poner la voluntad
para que nuestra amistad
siga siendo melodía
de amor y de fantasía
en el sueño más profundo
donde brillará tu magia
que presagia, que contagia
la mujer que en un segundo
hace más bonito el mundo.

martes, 23 de agosto de 2016

LIRA CLXXXV "Calma"

Te miro y se detiene
las prisas, las tormentas y el destino
para mirar qué tiene
la luz en su camino
y no quieren hacer más destinos

porque eres tan hermosa,
hechicera perfecta que acompaña
el cielo color rosa
que a la tristeza engaña
y ve al amanecer cómo se baña

en tu dulzura mágica.
La tormenta, las lágrimas, las prisas
se olvidan de ser trágicas
si miran donde pisas
y ven la huella que deja tu sonrisa.

lunes, 22 de agosto de 2016

ROMANCE CLXXXIII "Diferencias de edad"

Quisiera ser más joven
o que tú fueses más vieja
para perder todo el miedo
de acercarme hasta tu puerta
y luchar de igual a igual
por meterme en la tormenta
de una relación contigo
que es lo que mi alma sueña.
Sólo sueña porque sabe
que es injusto que me quieras
que son tus mejores años,
y yo crucé la frontera
de tu piel tan blanca y limpia
que merecen otras tierras.
El amor no tiene edad
pero si tiene problemas
de ilusión y madurez
donde chocan las ideas
de que algo tan bonito
con esos labios de fresa
se merecen otros besos
de otros labios sin grietas,
algo menos desgastados
y llenos de ilusiones nuevas.
Y a pesar de todo, te amo
desde antes que nacieras,
entonces ya te buscaba
al mirar a las estrellas,
soñaba con encontrarte
y cuidar de lo que sueñas,
porque yo también lo sueño
y no existen diferencias
entre tu mundo y mi mundo
al ser iguales las metas.
Pero existen muchos años
y aunque el destino nos diera
una posibilidad
de sentarnos a la hoguera,
conversar toda la noche
y contar cientos de estrellas,
seguiría sin ser justo
porque pierdes la experiencia
de sentir abrazos nuevos,
de sentir la borrachera
que dan los primeros besos
llenándote la maleta
de que no hay nada imposible
que el amor superar pueda.
Sé que este mundo es muy grande
y sé que habrá más princesas,
pero no tienen tu nombre,
ni tus labios de cereza,
ni tu abrazo de arco iris,
ni tu mirada que sueña
con el amor de los libros,
con las canciones que suenan
en el viento de los sueños
de las noches de tormenta.
Hoy detengo los latidos,
sólo quiero tu grandeza,
tan grande como los años
que hay en nuestras diferencias.

domingo, 21 de agosto de 2016

SONETO CLXXXVI "Lo que el verso precisa"

Si el tiempo pasa y la nostalgia sigue
será porque su embrujo se desliza
en la luz de la musa que me hechiza
y consigue escribir sin que la obligue

a tener que pensar, y ella consigue
que haya luz cuando brilla su sonrisa
capaz de resurgir de sus cenizas,
capaz de cumplir sueños si persigues

la estela del mensaje de la brisa,
el rayo de la luna de sus ojos,
la palabra que nace al saber de ella.

La busco pues mi verso la precisa
y nace reflejado en su sonrojo,
sonrojo que da brillo a las estrellas...